El auge del emprendimiento en Perú

En los últimos años se han producido varios casos de éxito empresarial en distintas zonas de Perú

Gracias a la revolución iniciada por Internet y las nuevas tecnologías, en los últimos años se han producido diferentes casos de éxito empresarial en distintas zonas de Perú. Emprendedores que no tenían nada, y que no sabían cómo llevar a cabo un proyecto que les hiciera ganar dinero, tanto en el corto como en el largo plazo.

Es cierto que Perú ha sufrido algunas desavenencias en materia económica en los últimos tiempos (a pesar de ello, actualmente se sitúa como la quinta mayor economía de América Latina en cuanto a PIB se refiere), pero esto no ha podido evitar el auge del emprendimiento en diferentes partes del país.

Y es que cada vez hay más emprendedores Perú, que no sabían cómo montar su propio negocio y que hoy en día cuentan con empresas potentes que les reportan importantes sumas de dinero todos los meses. Hay muchas historias emprendedores de Perú, por lo que a continuación vamos a destacar algunas de las start up más destacadas en los últimos tiempos.

Pinturas Anypsa: Una historia de hermanos emprendedores

Como ya se ha comentado anteriormente, a continuación vamos a analizar algunos de los casos de éxito empresarial que se han producido en Perú en los últimos años. Uno de los casos más destacados es aquel que tiene que ver con hermanos, y más concretamente con los hermanos que revolucionaron el mercado de las pinturas en Perú.

Ellos son los hermanos Torvisco, unos hermanos peruanos nacidos en Abancay que desde que eran pequeños se habían dedicado al cultivo de la tierra junto a su abuelo. Tiempo más tarde, los hermanos decidieron viajar hasta la capital para estudiar y conseguir algún trabajo que les permitiera alcanzar una mejor vida.

Uno de ellos empezó a trabajar como repartidor de pinturas, y fue ahí cuando comenzó a aprender sobre el negocio que les haría saltar a la fama. Con el paso del tiempo, todos los hermanos ahorraron algo de dinero y decidieron comprar un motor eléctrico que permitiera fabricar pinturas a Nemecio (el hermano que trabaja en el negocio de las pinturas como repartidor).

En ese momento nació pinturas Anypsa, una empresa de pinturas que cuenta con una fábrica de 45.000 metros cuadrados y con una flota de más de 35 camiones repartidores que se mueven por todo el país. Además, los hermanos Torvisco dan trabajo a un total de 280 empleados, por lo que se puede decir que pinturas Anypsa es uno de los negocios más destacados de Perú en los últimos tiempos.

Minas Buenaventura S.A.A: Remontada en el negocio de la minería

Por lo general, cuando se habla del negocio de la minería o de la producción de metales preciosos, la mayoría de las personas piensa en empresas del pasado que no pueden tener una correcta supervivencia en el presente. Pero se equivocan, y buena prueba de ello reside en el caso de Minas Buenaventura S.A.A., la empresa pública productora de metales preciosos más grande de Perú.

Una empresa que ha crecido a lo largo de los años gracias al trabajo de su dueño (Alberto Benavides de la Quintana), que cuando era bien joven decidió estudiar geología en la U.N.I para posteriormente hacer una maestría en la universidad americana de Harvard.

Cuando terminó sus estudios, el bueno de Alberto Benavides empezó a trabajar en la mina de Franklin de Nueva Jersey como Lampero, y tiempo después decidió volver a su país de origen para trabajar en la Mina de Cerro de Pasco, donde consiguió ascensos que le permitieron acceder a un salario excelente.

Pero la historia de Alberto no iba a quedarse ahí, ya que él quería seguir creciendo como trabajador hasta obtener su propia empresa. Y así fue, puesto que con la edad de 31 años, Alberto Benavides decidió arriesgar todo su dinero para comprar la mina Julcani de Huancavelica. Una mina que no tenía buenas referencias, y que por lo general, todo el mundo calificaba de mina pobre.

Sin embargo, Alberto tuvo una gran confianza en su compra y con el paso del tiempo demostró que todos estaban equivocados. La mina no era para nada pobre, y ello permitió a Alberto convertirse en uno de los emprendedores más importantes de Perú. Tal es el caso, que actualmente Alberto Benavides cuenta con una fortuna valorada en más de 2.000 millones de dólares, lo que le convierte en uno de los hombres más ricos del mundo.